Muerte de Maradona: tres imputados por homicidio culposo

La investigación por la muerte de Diego Armando Maradona el pasado 25 de noviembre sigue su curso y la Fiscalía General de San Isidro decidió imputar por homicidio culposo por negligencia u omisión al psicólogo Carlos Díaz, que trató a Maradona en los meses previos a su fallecimiento. También han sido imputados con el mismo cargo los dos últimos enfermeros que atendieron a Diego. Se trata de Dahiana Gisela Madrid y Ricardo Almirón.

La imputación por homicidio culposo es la misma por la que se está investigando a Leopoldo Luque, médico personal de Maradona, y a la psiquiatra Agustina Cosachov.

Resultado de imagen de Tres imputados por el homicidio culposo de Maradona

Según los fiscales que investigan el caso, Carlos Díaz tuvo un papel esencial en el cuidado de Maradona, con el que trabajó desde el mes de septiembre pasado. Según se desprende del análisis de los teléfonos móviles, al que tuvo acceso Infobae, tanto Luque como Cosachov recelaban del liderazgo que había asumido Díaz en el cuidado de Diego.

En cuanto a la enfermera Dahiana Gisela Madrid, en sus declaraciones a la Fiscalía ofreció una versión diferente a la que luego escribió en un informe interno para su empresa. En su primera declaración después de la muerte de Maradona, Madrid dijo que esa misma mañana ella no había entrado en la habitación de Diego, pero que había escuchado que a las 7:30 se había levantado a orinar. En el informe interno que escribió para su empresa, la enfermera ofreció una versión diferente y relató que sí entró en la habitación de Maradona para comprobar sus signos vitales. Cuando la Fiscalía le preguntó por qué había ofrecido dos versiones diferentes respondió: “Escribí en el informe que le intenté controlar los signos vitales, lo cual no es cierto. Lo puse por una indicación del coordinador”.

Aunque no se le acusa por falso testimonio, porque ante la Fiscalía siempre mantuvo la misma versión, a los fiscales les llamó la atención la contradicción entre su declaración ante la Fiscalía y el informe para su empresa.

En cuanto a Ricardo Almirón, este enfermero aseguró que fue el último que vio con vida a Maradona, cuando comprobó sus signos vitales antes de dar el relevo a Madrid a las 6:30.

La Fiscalía también volverá a llamar a declarar a la cocinera Romina Milagros Rodríguez, conocida como Monona, y a Griselda Vanesa Morel, la psicopedagoga de Diego Fernando, el hijo de Maradona con Verónica Ojeda, y que siempre le acompañaba en sus visitas a la casa de San Andrés.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: